8 junio, 2018. Por

Fútbol pop

Taburete vs. Antonio José & Juan Magán: la batalla por el himno de La Roja
Fútbol pop

Se está jugando un partido chivo en el mainstream español por ver quién conseguirá hacerse con esa melodía que dentro de un mes hará que nos estén sangrando los oídos de tanto escucharla, y más aún si la Selección Española de Fútbol consigue llegar a las fases finales, o incluso a ganar.

No sabemos cuál será la canción preferida de Pepe Reina, que al fin y al cabo es el speaker y maestro de ceremonias de cada celebración futbolística, pero esta mañana hemos amanecido con dos nuevas canciones que hacen su particular Selectividad para ver cuál cala más profundo; y que se suman a la que hace unos días presentó Sergio Ramos junto a Demarco Flamenco.

Por un lado, un grupo muy español y mucho español: Taburete, icono de la última ola de pop pijo estatal, y una banda que bebe del sonido de grupos como Café Quijano, Modestia Aparte, Hombres G o Los Inhumanos. Y precisamente suena a una mezcla entre estos últimos y la ranchera pop de La Guardia o Los Secretos su canción para apoyar a La Roja, y con ciertos guiños a la Comerranas de Seguridad Social.

Y es que Desde Rusia con amor tira del típico coro futbolero (el “lololoro” manader), pero deja algunas frases resultonas (sobre todo la de “vamos a apoyaros para volar más alto: esta noche no vamos con Griezmann, con Neymar, con Messi, ni Ronaldo (…) Manolo, dale al bombo desde Rusia con amor”), un relato de un gol imaginario narrado por Manolo Lama y casi cuatro minutos de pop en círculos, con trompetillas y bufandas futboleras.

Por otro lado, tenemos la fiel candidata a ser la canción omnipresente. No tanto por su calidad, sino porque Se vive mejor, la canción que cantan a pachas Antonio José (el único ganador de La Voz que consiguió trascender) y Juan Magán (uno de los reyes del electro-latino), es la canción elegida por Mediaset para taladrarnos durante las próximas semanas. Dado que desde Cuatro y Telecinco tienen la potestad para emitir los partidos en directo, es bastante probable que su single sea el que más se cuele en nuestros cerebelos.

La canción sigue el patrón clásico de la última renovación del sonido de cantantes melódicos: gente intentando acercarse a una mezcla del registro de Alejandro Sanz y Ricky Martin, pero con una base reggaetonera y letras repletas de proclamas más propias de Mr. Wonderful (“que no se apague este fuego, todos ganamos en este juego: no existen últimos ni primeros, mira a la gente a tu alrededor”). Pero nos la comeremos con patatas.

Fútbol pop