13 septiembre, 2017. Por

PAVVLA

Entrevistamos a una de las últimas revelaciones del indie-folk estatal
PAVVLA

A estas alturas ya te sonará de mucho más que de su paso por La Riera (serie de Tv3). Paula Jornet es actriz y compositora, y ambas cualidades le vienen dadas por naturaleza. Después de enseñarnos su faceta interpretativa (con la que se dio a conocer ante buena parte del público), PAVVLA aparece en escena para compartir con nosotros su otro talento, el musical, el que le ha llevado a publicar Creatures, su álbum debut.

Pero antes del alumbramiento, esta promesa del folk y de la electrónica, decidió viajar a Inglaterra para completar sus estudios en la Escuela BIMM de Brighton, el lugar donde reconoce haber encontrado «su voz». Hablamos con ella.

«Cuando alguien que se ha puesto delante del público televisivo, decide embarcar en otro proyecto diferente, se le juzga más y se pone en duda sus capacidades artísticas»

 

Si atendemos a tu trabajo como compositora, queda claro que el tuyo no es el caso de una actriz que ahora quiere cantar por capricho. Cuando decidiste darle salida a tu faceta musical, ¿sentiste inseguridad porque tu carrera como músico no cayese en el público o en la crítica como te gustaría?

Sí, totalmente. Pero mientras grabamos el álbum tuve un momento donde decidí no pensar más en este miedo y simplemente centrarme en hacer un trabajo del cual estuviera satisfecha y orgullosa. Y exactamente, no quería preocuparme por cómo lo recibiría la gente. Lo hice más para mí que para un público; de hecho, no pensaba que pudiera llegar a tener el público que tengo ahora, eso fue una sorpresa.

En otras entrevistas dices que no te has dado cuenta de lo conocida que eres como actriz hasta que decisdiste darle salida a tu proyecto musical. ¿Crees que el camino de una persona que ya se ha puesto ante el público televisivo es más llano cuando emprende otras historias?

En muchos casos puede que ayude el hecho de ser una persona reconocida por un público, eso es verdad, ya que te da visibilidad desde un principio. Pero a la vez, creo que el camino puede ser más difícil y todo, ya que hay mucha gente que no entiende o no quiere comprender que uno pueda tener más de un oficio o una carrera, por el simple hecho de que una de estas sea pública.

Cuando alguien que se ha puesto delante del público televisivo, decide embarcar en otro proyecto diferente, se le acostumbra a juzgar más y a poner en duda sus capacidades artísticas. Aunque también lo entiendo y es natural que pase. ¡En esos casos yo creo que lo mejor es tomarse las críticas como incentivos para mejorar!

Y una vez en este camino, ¿qué te llevó a elegir la música como forma de expresión?  ¿Cómo fue para ti el momento ese en que te dices: “quiero ser músico”?

La verdad es que no recuerdo haber tenido un momento así, siempre lo había visto como un sueño, una meta a la que llegar. Y ha dado la casualidad, fruto del trabajo y de tener suerte, que ha acabado convirtiéndose en realidad. Lo que sí que recuerdo perfectamente de bien pequeña, es el deseo que tenía para crear. Interpretar (música o un personaje) y escribir (música o teatro) es literalmente lo único que me hace sentir realizada y completa. Así que soy consciente que soy muy, muy afortunada, de haberme podido sentir realizada profesionalmente desde tan joven.

De lleno en la música. Decidiste continuar con tus estudios en Inglaterra. ¿Podrías decir que la experiencia en la escuela de música ha modificado parte de tu faceta como artista? ¿Supuso un antes y un después?

¡Totalmente! Fue allí donde encontré «mi voz» y donde pude experimentar con diferentes géneros y estilos hasta encontrar un sonido que me gustara. Además, también empecé a tocar canciones mías, ante públicos de todo tipo. Aunque ahora veo que tocar en directo es algo de lo que vas aprendiendo constantemente. Cuando volví aquí, pude empezar los conciertos como «PAVVLA» ya con un poco de experiencia y entrenamiento en la mochila.

«Intento no pensar mucho ante el abismo que son los medios, las críticas y los directos»

 

Y en esta línea, ¿cuán importante es (o ha sido para ti) recibir formación docente? ¿Crees que un músico puede convertirse en un gran músico de forma autodidacta?

Yo no me podría considerar ninguna experta en música ni mucho menos. La mayoría de músicos con los que trabajo o coincido en festivales y conciertos, tienen muchísimos más conocimientos que yo sobre música. Sí que es verdad que uno puede aprender mucho de manera autodidacta, observando, escuchando y practicando, siendo paciente, teniendo curiosidad, así también se aprende muchísimo.

Dicho eso, como en todas las materias, recibir una formación docente te expande los conocimientos de un modo abismal y te da unas herramientas que si las tienes que aprender durante tu trayectoria profesional, puede ralentizar la experiencia. No creo que ninguno de los dos modos de aprender esté mal, simplemente son diferentes y muy probablemente te darán diferentes resultados.

Sabemos también que en paralelo a tus estudios en Inglaterra viajas a Barcelona, a Camaleó Studi, para, junto al productor Aleix Iglesias, grabar dos singles, YOUNG y SKIN (el disco llegó seis meses después). ¿Qué balance haces?, ¿sientes que después de un año los temas han crecido?

La reacción de esos dos primeros videos (y canciones), Skin y Young, ¡fue algo que no me esperaba para nada! A la gente parecía que le gustaba la propuesta, y aunque los videos fueran muy sencillos, hubo mucha crítica buena y hasta nos salieron bolos en festivales como el Monkey Week o el Primavera Club ¡con sólo esos dos videos! No fue hasta entonces cuando comencé a creer en lo que estaba pasando. Ahora, Young sigue siendo de los temas que la gente conoce más, aunque es precioso dejar crecer a otras canciones del álbum. Skin y Young me dieron mucho y siempre les estaré muy agradecida.

La respuesta por parte de la crítica musical ha sido vertiginosa, como poco. ¿Cómo te sientes ante el abismo que son los medios, la crítica y los directos?

Ante el abismo que son los medios, las críticas y los directos, intento no pensar mucho, sinceramente. Afortunadamente he tenido mucha suerte con las críticas y aún no me he encontrado con ninguna que me deje tan mal que me afecte, todas han sido muy bonitas y amables conmigo y mi trabajo.

«La mayoría de músicos con los que trabajo o coincido en festivales y conciertos, tienen muchísimos más conocimientos que yo sobre música»

 

Con el tiempo, ¿cómo crees que recordarás esta etapa?

Seguramente con nostalgia. Estoy viviendo un año lleno de aventuras que no me hubiera imaginado capaz de poder vivir. Está siendo una muestra de superación personal y estoy muy contenta con todo lo que hemos conseguido.

Otro factor a tener en cuenta es el manejo de las redes sociales, cosa que hace años no ocurría. Para darte a conocer, decidiste colgar una serie de vídeos en youtube. ¿Cómo fueron esas primeras reacciones? Fue así como el sello Luup Records se fijó en ti.

Bueno, empecé a subir videos y canciones a YouTube con 13 años, afortunadamente esos videos están ahora en privado. Luup se puso en contacto conmigo a través de videos y canciones que había subido a las redes. Al principio pensaba que era una broma o que acabaría siendo un timo. Estas cosas son las que lees que les pasa a cuatro afortunados y no te imaginas que te pueda pasar a ti.

Tú, que perteneces a una generación que está metida de lleno en el uso de las redes sociales, ¿cómo ves el tema del impacto en las redes si hablamos de repercusión? Hoy el músico está pendiente de todo, ya no sólo de componer y grabar. Ahora también se preocupa por la imagen que da a través de las redes sociales. ¿Cómo afronta y trabaja PAVVLA todo esto?

Las redes sociales hoy en dia son una herramienta más de promoción. Igual o hasta más importante que las únicas que existían hace unos años, como la radio o la televisión. Me lo tomo como una parte más del trabajo, si quiero que venga gente a mis conciertos, tendré que promocionarlos por las redes. Lo que sí que me gusta de las redes como Instagram o Facebook, es la proximidad que proporcionan con todos los seguidores de estas. Es mucho más fácil sentirse conectada y cerca de todos tus oyentes.

«Si tuviéramos la fórmula para crear vídeos virales, dejarían de existir»

 

Young tiene a día de hoy 32.000 visualizaciones. Actualmente, el propósito de todo artista es tener visibilidad. El número de visitas, ¿de qué depende? ¿Hablamos de calidad objetiva o de un círculo vicioso donde a más visitas, más visitas? 

Quizás no solo depende de la calidad del vídeo. Creo que hay unos factores que hacen que la gente mire más de una vez un video, o decida compartirlo. Pueden ser muchos los factores, y no todos tienen porqué ser positivos. Supongo que si tuviéramos la fórmula para crear vídeos virales, dejarían de existir.

PAVVLA