5 Octubre, 2015. Por

Bala

Human Flesh
Las gallegas Bala nos acribillan en Human Flesh desde el humo garagero y el post-grunge
Bala

Cuando hace unos meses, antes que el reguero de pólvora se hiciese carne humana, os pusimos en órbita de uno de los disparos más certeros en lo que a último tramo de año se refiere, no creemos que hayáis sido capaces de esquivar a la velocidad que esta Bala que acaba de debutar el disparo que supuso aquel primer aviso. Desde hace unos días, el dúo gallego compuesto por Violeta y Anxela recoge los primeros casquetes a las reacciones de Human Flesh, su debut discográfico para Matapadre, un hostión de veinte minutos que, en vez de sonar limpio, embrutece un poco más a la escena post-riot-grrrl que está surgiendo en los últimos años.

Siete canciones, dos decenas de minutos y un dolor: el que te dejan las gallegas después de sacudirnos duro y a la encía con su primer ejercicio, un alegato de after grunge, un acribillamiento en toda regla a las bases del riot grrrl, a las del grunge, a las del stoner más modélico, a las del tan trilladamente machista “rock femenino”. Y es que, sin inventar nada, Bala suenan eficaces, directas, de lo concreto a lo general, en un impacto que nos obliga a retorcernos, a bailar agitando la melena como falsos jevis de revista de tendencias, en una bocanada de aire sucio que resuena en nuestros cerebelos como uno de los mejores debuts de la temporada.

Colisionan la podredumbre de los riffs grungemetaleros de Tad o los Melvins con la bilis post-riot de los argentino-brasileños Petit Mort (Tripas Chained o Hell’s Waiting), reparten candela que las acercan al Coral Fang de The Distillers (Freedom Is), llenan de humo, riffs veloces y una violencia árida que nos traslada al local de ensayo de Bass Drum of Death o el Ty Segall más siniestro (Human Flesh), afinan grave, juegan a la calma tensa y estallan en arrebatos de fuzz viciado y riffs stoner (A.S.A.B.), suenan a cuchillo afilado en un garage embrutecido y circular (Revenge) y se autoprensan hasta el incendio en un corrosivo punk metálico (Joan Vollmer). Puta vida, tetes.

Bala

+ INFO

Artista: Bala

Álbum: Human Flesh

Género: After Grunge

Discográfica: Matapadre

Año: 2015