28 noviembre, 2018. Por

Mágicos Cabrones del Ruido

Indietrónica industrial andaluza entre Killing Joke y Amistades Peligrosas
Mágicos Cabrones del Ruido

“Ya estamos aquí, queremos que nos dejes entrar”, braman estos Mágicos Cabrones del Ruido en el primer adelanto del que será su debut, casi como en un virulento golpe de puerta a un circuito que conoce tanto a Pablo Garrido como a Javier Muñoz desde hace años, aunque no imbuidos bajo este nuevo álter ego y este tan indescifrable como singular registro en el que vienen vestidos.

Y es que ambos músicos formaron parte de Tom Cary, una de las bandas andaluzas más prometedoras del primer indie-rock del siglo XXI, quienes ganaron el Proyecto Demo 2006 del FIB, pero también haciéndose un hueco en festivales como el Primavera Sound o el SXSW, y grabando con el mismísimo Steve Albini.

Ha llovido mucho desde aquello. Tanto, que esta nueva mutación nos presenta a unos Mágicos Cabrones del Ruido tan cerca de la indietrónica como del ritual rockero, en un registro tan inclasificable que deja matices que van desde el sonido industrial de Killing Joke y Big Black al pop de Tino Casal o los Amistades Peligrosas más morbosamente sexis.

Su álbum debut, que ha mezclado Martin Glover “Youth” (quien trabajó con Paul McCartney o Pink Floyd: casi nada) y ha masterizado John Davis (que trabajó con Foals o The Killers), se titulará Música Negra, lo publicará Big Thing Music, y podremos conocer algo más de él en el directo que ofrecerán este sábado 1 de diciembre en la sala La Trinchera de su Málaga natal. Pero, antes, pasan por Notodo: estrenamos en exclusiva el videoclip de la adictiva A propósito de, primer adelanto del que será su debut.

Mágicos Cabrones del Ruido