13 julio, 2017. Por

Pequeño gran palacio

León Benavente tocarán en su pequeño palacio construído en La Riviera
Pequeño gran palacio

Ya han llenado en multitud de ocasiones la Joy Eslava y el Ochoymedio. Han capitaneado el grueso de festivales. Es un secreto a voces que confirmas cuando te plantas debajo del escenario y miras a 45º cómo León Benavente descargan ese rock mecánico, ácido y comprometido en cada uno de sus directos.

Es normal que hayan decidido dar un paso al frente y confirmar su estatus de gran banda llegando a uno de los recintos más representativos para esos grupos que pasan del circuito alternativo a la proyección como una banda que comienza a aglutinar masas.

Eso harán para su fin de gira: ofrecer dos conciertos que pondrán fin a más de un año y medio de maratoniana gira por todo el país y México en dos espacios especialmente representativos para las dos principales ciudades de España: el 14 de diciembre la Sala Barts de Barcelona y un par de días después, el 16 de diciembre, en La Riviera, en la capital, una de esas salas-bisagra que sientan precedente en cualquier banda y que ya puedes comprar en este enlace: ya podrán hacer el chiste con su canción La Ribera en su último directo del año.

Este final de gira de presentación de 2, que hace escasas semanas tuvo un nuevo relevo en formato de EP con nuevas canciones con En la selva, tendrá como invitado al mexicano Juan Cicerol, una especie de Johnny Cash fronterizo que aterrizará en nuestro país.

Antes, quedan varias citas para ver a León Benavente en una buena tunda de festivales: el gaditano Nosinmúsica, el riojano Ezcaray Fest, el pucelano Fasse Rueda, el levantino Arenal Sound, el tinerfeño Phe Festival el gallego Osa do Mar, el cántabro Torrelavega SoundCity, el mallorquín RED Fiest!, el burgalés Ebrovisión, el manchego Festival Gigante, el coruñés Festival de la Luz y el valenciano Deleste Festival.

Pequeño gran palacio