23 octubre, 2014. Por

L’encarregat

Espai Lliure. Barcelona
Xicu Masó dirige L'encarregat de Harold Pinter en el Espai Lliure
L’encarregat

Parto de la base que no soy muy fan de Harold Pinter, porqué a pesar de la indudable calidad de muchas de sus obras, en muchas ocasiones me ha molestado esas ganas de jugar con el espectador, esa tendencia (también presente en la obra de cineastas como David Lynch), de liarte con argumentos y historias extrañas haciéndote pensar que detrás hay algo profundo y relevante que no llegas ni a acariciar, cuando muchas veces no hay casi nada, mucho humo, y mucha prepotencia frente al lector o espectador.

 

Así, con ese ánimo escéptico, casi de desconfianza, me lanzo a ver Lencarregat (The Caretaker), que se reestrena en el Espai Lliure del Teatre Lliure tras cosechar excelentes críticas y un buen taquillaje durante la temporada pasada. Me anima haber leído que una de sus bazas es el gran trabajo actoral, y aunque ha cambiado uno de sus actores (Jacob Torres sustituye a Marc Rodriguez), espero por lo menos que ese aspecto me permita disfrutar esta vez de Pinter.

Y el resultado final, a pesar de su duración más bien extensa y un ritmo que podríamos definir como pausado, convence no tanto por lo que nos cuenta, en la línea del teatro del absurdo de Pinter, sino por lo que el director, Xicu Masó, es capaz de conseguir de los actores.

A pesar de la dificultad de los personajes, unos inadaptados, unos parias, personajes patéticos y extraños, cada uno con sus rarezas y con su propio y complejo interior, lo que consiguen Jacob Torres (parece el más “normal” pero sus acciones y su palabrería no dejan de ser inquietantes), Albert Pérez (en el que quizás es su mejor papel, un auténtico ejemplo de transformación, casi transfiguración, en un difícil papel de homeless), y sobre todo Carles Martínez (que clava su papel de “loco tras una sesión de descargas eléctricas en el cerebro, creíble como alguien a quien los pensamientos le van muy pero que muy lentos). Los tres se mueven todo la función en el límite de la sobreactuación, de la caricatura, y la tensión que crea ese no llegar a rebasar la línea es lo que consigue que uno viva la función en una mezcla de incómoda incertidumbre, humor negro y patetismo.

Al espectador la función le pide paciencia, dejarse llevar por las actuaciones, disfrutando de la complejidad de los personajes más allá de lo que dicen o lo que hacen. Porqué Lencarregat no es un Pinter fácil, aunque al mismo tiempo, ese puntillo freak de los personajes es precisamente lo que hace que en lugar de verlos como odiosos uno acabe por tomarles cariño, a pesar de entender su rareza, e incluso encontrarla incómoda.

Pero Lencarregat no es solo una pieza de precisión actoral, con una trabajadísima dirección, en la que se nota que Xicu Masó también es actor y que sabe cómo pedir lo que quiere. También es un gran ejemplo de lo que seria un decorado naturalista, tan caótico como la mente de los protagonistas, tan desordenado que a uno le entran ganas de llevárselo todo al desguace. Ese realismo choca pues con el realismo mágico del texto, con ese universo interior tan complejo y a la vez tan cercano de los personajes, y consigue la magia que incluso un incrédulo como yo, haya conseguido por fin disfrutar con Pinter.

L’encarregat

+ INFO

Nombre del montaje: L'encarregat

Disciplina: Teatro contemporáneo

Director: Xicu Masó

Autor: Harold Pinter

Reparto: Carles Martínez, Albert Pérez y Jacob Torres

Traducción del inglés: Ernest Riera i Arbussà
Escenografía: Paco Azorín
Vestuario: María Araujo
Iluminación: August Viladomat
Sonido: Igor Pinto
Ayudante de dirección: Llàtzer Garcia
Ayudante de escenografía: Jordi Soler
Alumno en prácticas de escenografía del Institut del Teatre: Estanis Aboal
Construcción de escenografía: Arts-Cènics S.L.
Producción: Teatre Lliure
Asistieron a los ensayos: Elisa Banal de la Universitat de Barcelona y Barbara Ogar de la Akademia Teatralia Im. A. Zelwerowicza de Varsovia

D�nde: Espai Lliure. Teatre Lliure. Barcelona

Direcci�n: Plaça Margarida Xirgu, 1. Barcelona

Hasta: 02.11

Horario: De miércoles a viernes a las 21h; sábados a las 18h. y a las 21:30h; domingos a las 18:30h.

Precio: De 18 a 22 €

Venta de entradas: www.teatrelliure.com