3 diciembre, 2010. Por

Celebració

Teatre Lliure. Barcelona
Celebració, un texto de Harold Pinter en el Teatro Lliure barcelonés
Celebració

El texto de Harold Pinter, Celebració, dejó hace unos días el escenario del Valle-Inclán madrileño para cobrar vida, forma y enriquecerse de nuevas voces en Barcelona. Los actores y el equipo de dirección y producción es distinto, pero el alma, la forma, el concepto y la historia es la misma: Pinter no engaña, y lo mismo da que lo dirija, en este caso, Lluís Pascual o Carlos Fernández de Castro, como en su recientemente retirada versión madrileña.

Celebració invita al espectador a participar en una cena especial en uno de los restaurantes más lujosos de la ciudad. La disposición del público está hecha de tal forma que cualquier ángulo es bueno para impregnarse de la obra y observar de cerca a los actores. En efecto, estamos literalmente sentados a unas mesas como si de una sala de restaurante se tratase aunque falta eso sí una copita de vino o al menos un vaso de agua para que nos sintamos del todo partícipe de esta obra. ¿Qué se celebra en un restaurante caro? Pues un anuncio de compromiso, un cumpleaños, un futuro hijo, un contrato de trabajo, un aniversario de bodas o cualquier otra excusa que justifique gastarse todo el sueldo de un mes en una cena. Y es que alrededor de una mesa todo resulta más fácil: confiarse, hablar, entregarse con una copa en la mano, alterarse, entusiasmarse… Es un espacio que permite sacar a flote verdades ocultas o semi dichas y eso es lo que ocurre en la Celebración de Harold Pinter. Parejas que ya no se miran, ni hablan, que se echan los trastos a la cabeza, seres perdidos, confundidos, abandonados, en busca de cariño y comprensión, ellos son algunos de los personajes que integran el mosaico de esta obra de Pinter.

Hay que reconocer que el texto no es el único que juega un rol primordial, también entran en escena el vestuario y la escenografía. Salvo el vestuario muy normal utilizado por los camareros, el de los demás está entre lo estrafalario y un sueño inacabado de Almodóvar. Las chicas van estupendas con unos vestidos casi imposibles de llevar y los chicos con una mezcla de rayas, lunares y cuadros, todos en una misma ensaladera. Eso sí, es inevitable despegar el ojo de estos atuendos, guste o no (personalmente, los encuentro maravillosos). Y si de la escenografía habíamos comentado la disposición del público en mesas de comedor nos faltaba añadir la presencia de paneles audiovisuales que hacen de prismáticos para los espectadores con el fin de que no se pierdan ni un detalle de los gestos pequeños y las miraditas entre los personajes.

Ahora bien, si nos adentramos en el significado puro y duro de la obra nos encontramos con una crítica ácida de Pinter a una sociedad con prisas, sin tiempo para hablar, escuchar y disfrutar de los pequeños instantes de la vida. Unos seres humanos carentes de sentimientos, generosidad, solidaridad, adictos a los placeres superficiales, a lo puramente material, enamorados de sí mismos y de su reflejo. Y no es que Pinter dibuje una sociedad desconocida para todos nosotros, qué va. Pero no lo hace con toda la mala lecha que requiere, falta profundidad en la descripción de sus personajes, falta recorrido en los conflictos que tienen, falta más ironía en los diálogos , falta algo más para hablar de una gran obra. Los actores, muchos de ellos conocidos por la gran pantalla, dotan a sus personajes de la verdad y naturalidad necesaria, aunque sin grandes proezas interpretativas, quizás por la falta de riqueza de los propios personajes. El Teatre Lliure tiene sus puertas abiertas para que vayáis a celebrar con ellos una cena atípica, un brindis para todos. ¡Chin-chin!

Celebració

+ INFO

Nombre del montaje: Celebración

Disciplina: Teatro

Director: Lluís Pascual

Autor: Harold Pinter

Reparto: Jordi Bosch, Roger Coma, Eduard Farelo, Míriam Iscla, Marta Marco, Àngels Moll, Boris Ruiz, Pep Sais, Clara Segura

Traducción: Martí Sales
Escenografía: Arts-cènicst
Vestuario: Elena S. Ramos

D�nde: Teatre Lliure

Direcci�n: Carrer Montseny, 47. Barcelona

Hasta: 27.02

Horario: De miércoles a viernes a las 20.30h.; sábado a las 18h. y 22h.; domingo a las 18h.

Precio: 16 € (miércoles), 25 € (resto de días) y 20 € (con descuento: Carnet Jove, + 25, estudiantes, mayores de 65 años, parados, personas con disminución, familias numerosas, grupos a partir de 15 personas)

Venta de entradas: shop.secutix.com