19 agosto, 2013. Por

Exorcismo en Georgia

Tom Elkins
Tom Elkins presenta Exorcismo en Georgia y nos da aún más razones para ir a ver The Conjuring
Exorcismo en Georgia

Se define la taxidermia como “el arte de disecar animales con apariencia de vivos facilitando así su estudio, conservación y exposición”. En algunos casos los nobles taxidermistas se toman la licencia de mezclar diferentes especies animales en un solo ser, dando como resultado una suerte de frankestein espeluznante que provoca el sonrojo y bochorno de sus espectadores y, en algunos casos, la náusea. Exorcismo en Georgia es un ejercicio de taxidermia combinada que une múltiples y distantes referencias del cine del terror dando como resultado un traje construido a base de remiendos de jirones que se acerca al espíritu cutre-fashion decadente de la inefable cadena de ropa Desigual (aunque aquí, como en todo, para gustos -o no gustos- los colores).

Y así es como se concibe Exorcismo en Georgia (o The Haunting in Connecticut 2: Ghosts of Georgia; por primera vez el título en inglés es más largo e inmanejable que en español), segunda entrega de lo que se puede considerar ya una saga de películas basadas en supuestos hechos o testimonios reales y que reinterpreta los mismos de una manera tan aventurada y subjetiva como poco creíble y que por ello termina perdiendo crédito e interés.

Poco después de trasladarse a su nueva casa en Georgia los Wyrick empiezan a experimentar una serie de sucesos extraños que involucran principalmente a su hija que parece sufrir inquietantes visiones sobre varios y antiguos inquilinos de la casa. Lysa, su madre, trata de dar una explicación racional a estos sucesos, alegando que la niña sufre la misma enfermedad mental que han venido sufriendo todas las mujeres de su familia durante generaciones pero con el transcurrir del filme empezará a darse cuenta de que la casa encierra ciertamente algo sobrenatural que tendrán que enfrentar.

Lamentablemente y a pesar de la originalidad de alguna de sus escenas y el atractivo visual de sus planos, Exorcismo en Georgia termina resultando un despropósito por varios motivos: un guión repleto de incoherencias, sensiblerías y tópicos; actuaciones deplorables en su mayoría (desearán matar a esa especie de niña Poltergeist de segunda regional) y, finalmente, la incoherencia y artificialidad del desarrollo y narración de los hechos. No pasa nada: si no aguantan ni la primera media hora de este despropósito siempre pueden optar por cambiar de sala y ver The Conjuring. No caben comparaciones aunque en el fondo -o más bien, en la superficie- ambas sean más de la misma mierda.

Exorcismo en Georgia

+ INFO

Nombre exposici�n: NULL

Director: Tom Elkins

G�nero: Terror

Reparto: Chad Michael Murray, Katee Sackhoff, Abigail Spencer y Mónica Acosta

NULL

NULL

Guión: David Coggeshall
Música: Michael Wandmacher
Fotografía: Yaron Levy

Estreno: 14.08

Direcci�n: NULL

Cu�ndo: NULL

Precio: NULL