30 noviembre, 2012. Por

La vida de Pi

Ang Lee
Ang Lee narra las hazañas aventurero-fantásticas de un joven indio en La vida de Pi
La vida de Pi

El prejuicio mató al crítico. Porque si bien La vida de Pi puede parecer, antes de verla, un juguete roto perfecto para defenestrar a Ang Lee, echar de menos Brokeback Mountain y afirmar que al director taiwanés-americano se le soltó el patín, acaba siendo una de las grandes producciones de 2012. Porque todos los elementos que trata, hoy en día, cotizan a la baja (valores positivos, afán de superación y de convivencia, crecimiento interior y alardes naturalistas terrenales y no apocalípticos, como se lleva estilando en los últimos meses/años) y, aun así, consigue convivir con una cartelera que, con el cuchillo entre los dientes, también deja hueco en el estómago para poder zamparse un exaltamiento de las virtudes positivas, de las fábulas contadas a pie de cama pero aptas para adultos y de la posesión de herramientas que de tan zen y tan pro-orientales, acaban convenciendo y venciendo todo el conjunto de valores y herramientas maniqueas y superfluas del (mal) consumo occidental. Ang Lee reaparece con la surrealista y cuasi onírica La vida de Pi, un trabajo que roza el género de la ciencia ficción aventurera, la road movie transoceánica y la fabulantástica novela fantasiosa que, recurriendo a posibilidades naturales reales (el naufragio en una balsa junto a un tigre llamado Richard Parker –que no, no habla-), nos recuerda que si el Jack Dawson interpretado por Leonardo DiCaprio en Titanic hubiera tenido los cojones de este adolescente indio, otro gallo cantaría, más suspense habría generado y hubiera reinventado la lacrimoginia cinematográfica no tanto en un ejercicio de exaltación romántica, sino más bien en un alarde vitalista de crecimientos internos emocionales y sensitivos mucho más profundos que el remplazable sentimiento del deseo amoroso. Ensancha el alma y ama después.

La vida de Pi no es una suerte de cine de ficción fanático-fantástico que entrelaza los pasajes bíblicos que hacen referencia al Arca de Noé y el reality show Supervivientes. La vida de Pi es, en realidad, el viaje hacia ninguna parte de un joven indio, Pi (diminutivo de Piscine que bien nos explica que ha intentado borrar el apelativo “pis” por el del número “pi”), que abandona su país natal y emprende viaje junto a su familia (padre, madre y hermano mayor) rumbo a Canadá para comenzar una nueva vida y deshacerse de los animales salvajes de los que hacían posesión en la India como dueños o co-gestores de un centro natural reconvertido a zoológico. Si bien Ang Lee reúne todos los gags y clichés del cine ñoño, liviano, bonachón y sin maldad y traza un tratado moralista sin recurrir a los cada vez más recurrentes asuntos contemporáneo-capitalista-occidentales de nuestra crisis valores de las últimas décadas. En La vida de Pi no hay Facebooks, smartphones ni fiestas universitarias, sino que se acentúa el interés, por un lado, del trabajo psicológico y de crecimiento interior íntimamente relacionado con el desarrollo de los aspectos animálicos y racionales del ser humano pero también el afán por convivir y supervivir. En medio de todo eso, Lee filma en tres dimensiones y nos sumerge junto al todopoderoso Suraj Sharma (una especie de vitalismo heredado de Slumdog Millionaire pero con las raíces del enamoradizo y positivo indio outsider que aboga por el politeísmo y nacido en el seno de una familia culta de clase media) en un océano de sensaciones y emociones al límite del filo de la navaja que, dentro de unos meses, debería comenzar a proyectarse en las clases de Ética y Sociedad, Cultura y Religión y dejar de proyectar La Milla Verde. Relevo generacional e impacto didáctico en el ñoño y el macarra.

La vida de Pi

+ INFO

Nombre exposici�n: NULL

Director: Ang Lee

G�nero: Aventura fantasía

Reparto: Suraj Sharma, Irrfan Khan, Rafe Spall, Gérard Depardieu, Tabu, Adril Hussain, Shravanthi Sainath, Ayush Tandon y Vibish Sivakumar

NULL

NULL

Novela original: Yann Martel
Guión: David Magee
Música: Mychael Danna
Fotografía: Claudio Miranda

Estreno: 30.11

Direcci�n: NULL

Cu�ndo: NULL

Precio: NULL

Venta de entradas: www.entradas.com